Si no tienes claro cuál es el diferenciador o la razón por la cual una persona va a preferir visitar tu sitio web en vez de otro, quiere decir que tienes tareas pendientes para aumentar el ROI de tu sitio web.

En Internet, no basta con publicar un sitio web con información de la compañía. Esa es una estrategia que funcionó a mediados de los 90, pero en la actualidad es obsoleta. Hoy, Internet y los sitios web funcionan bajo los parámetros de la web 2.0, lo que implica una relación directa con tus clientes.

Para que tengas en consideración, hemos preparado una lista con 15 formas de aumentar el ROI de tu sitio web, esperando que implementes al menos 3 de ellas.

1.- Implementar chats en tiempo real con tus clientes.

El uso de chats en tiempo real requiere de una persona conectada de forma constante y periódica, mejor todavía si es permanente. Puede sonar como un costo alto, pero el retorno es igual de relevante. Mediante los chats se pueden generar más contactos y eventuales ventas.

chat

2.- Nutrir periódicamente tu sitio con casos de éxito de tus clientes u opiniones.

Los casos de éxito cumplen 3 funciones. La primera tiene relación con la imagen, muestras a tus potenciales clientes que has llevado a buen término otros proyectos anteriores al que puedan evaluar contigo. La segunda es que orientan a potenciales clientes sobre la variedad de soluciones que les puedes entregar y el nivel de personalización que eres capaz de asumir en los proyectos. La tercera es que aportan contenido de valor para los motores de búsqueda, posicionándote mejor en los resultados de google o bing.

3.- Usar el color rojo en los botones de conversión.

El rojo y el naranjo son los colores que más llaman a la acción y a la conversión. Aunque para que resulten eficientes debes hacer uso de estos colores de forma estratégica, restringiendo su uso para otros elementos del sitio web y manteniendo por norma un buen contraste del diseño general con el color elegido para la conversión.

boton-rojo-conversion

Aumenta sobre el 20% tu ROI cambiando el color de tu botón de conversión a rojo.

4.- Rediseñar tu sitio web pensando en la Usabilidad.

Si lo que te importa es vender, debes tener un diseño y un flujo de navegación en tu sitio web que facilite a tus clientes comprar, cotizar o interactuar contigo. En caso contrario no aumentarás las conversiones de tu sitio web.

5.- Usar testimonios de clientes.

Al igual que los casos de éxito, los testimonios de clientes son una gran forma de agregar contenido de valor para los motores de búsqueda, logrando mejor posicionamiento en tu sitio web. El fraseo de los clientes, su forma de expresar su relación contigo, contribuyen a la generación de leads y SEO.

6.- Simplificar la página de inicio de tu sitio web.

Es frecuente que en muchas empresas el sitio web se transforme en un repositorio de todas las cosas que se desean destacar en una compañía, sin embargo, para que tenga un buen nivel de ROI y conversión, es necesario pensar en cuál es el objetivo único y clave que quieres lograr. Debe ser único y de esa forma, logras reducir el ruido visual, simplificar el mensaje y facilitar la conversión, aumentando así el ROI en tu sitio web.

google

El ejemplo más emblemático de simplificación de un sitio web.

7.- Simplificar los formularios de conversión de tu sitio web.

Siempre existe la tentación de pedir algún dato extra a los potenciales clientes, pero por lo general, dado que los formularios de contacto son para generar un lazo y un posterior llamado telefónico, lo mejor que puedes hacer para aumentar el ROI en tu sitio web es reducir la cantidad de datos al mínimo. Mientras menos información pidas, más simple y fácil será para tu potencial cliente llenarlo. Cada campo extra inhibe al usuario. El resto de la información la puedes pedir una vez que lo hayas contactado. No seas ambicioso, recuerda que tu objetivo es generar el contacto, no llenar una base de datos.

8.- Hacer uso de listas para mostrar beneficios.

Una de las mejores estrategias para simplificar el contenido de tu sitio web es generar listas, idealmente de no más de 7 puntos, ya que está demostrado por la neurociencia que una persona normal no tiene capacidad para retener más de 7 elementos. Si lo reduces a 5, mucho mejor.

9.- Realizar un cambio o rediseño de tu sitio web al menos cada 2 años.

Tener un sitio web publicado no pone término al trabajo que debes hacer para mejorar tu presencia en Internet. Al menos cada 2 años debes cambiar tu sitio web. Recuerda que tu imagen compite con la del resto de Internet y sitios como Facebook y Google van ajustando su diseño permanentemente. Si te dejas estar por más de 2 años tu sitio se comienza a ver obsoleto y a perder credibilidad.

10.- Aumentar el tamaño de los botones de compra.

Puede sonar obvio, pero parece que no muchos lo tienen claro. Si ti botón de compra o conversión no es fácil de ver, tampoco será fácil de cliquear. Aumenta su tamaño, sin exagerar. Deja que sea visible y fácil de encontrar. El cambio desde un botón pequeño a uno visible puede aumentar el ROI en tu sitio web en niveles que no habías tenido en cuenta.

11.- Tener descuentos visibles en el sitio web.

Aunque no somos muy amigos de los descuentos, sino de los mejores precios siempre, el uso de descuentos en fechas especiales puede generar tráfico extra en estos períodos y aumentar las ventas que normalmente tienes en tu sitio web. Pero claramente, lo importante es que tus clientes los vean, puedan acceder a ellos fácilmente y de preferencia, los compartan. Una oferta atractiva puede generar mucho tráfico y el tráfico, por consecuencia, puede aumentar el ROI en tu sitio web para aquellos productos que no están en oferta pero son parte de tu catálogo.

Un ejemplo de oferta visible.

Un ejemplo de oferta visible.

12.- Implementar un sistema de analítica para seguir la conversión.

Recuerda siempre medir tus esfuerzos. Cada cosa que haces genera una reacción y la mejor forma de dirigir bien tus esfuerzos es tener claro qué resulta, qué no resulta y cuándo es el mejor momento para implementar cada cambio. Sin un buen sistema de analítica, estás ciego.

13.- Tener llamados a la acción simples y con verbos activos.

Tus botones de acción deben ser claros, simples y nunca superar las 2 palabras. Deben contener verbos activos como cotizar, comprar, contactar, e incluso “ver ofertas”, en vez de frases o palabras como “más información”, “otros productos”, o el clásico “ofertas”.

14.- Reducir adjetivos comerciales en los textos.

Puede ser culpa de los informerciales o de la publicidad en general, pero si vas a hablar de lo maravilloso, novedoso e increíble de tu producto, es muy probable que más que aumentar el ROI en tu sitio web, lo reduzcas. Los clientes o potenciales clientes tienen claro qué es un texto publicitario y qué no. Limítate a informar de forma clara y honesta en qué consiste tu producto o servicio y deja que el usuario final vea si se ajusta a sus necesidades. De esta forma, además de no asustar a potenciales clientes, estás definiendo una promesa de servicio clara que te puede ahorrar posteriormente reclamos o contactos de post venta.

15.- Contar con un sitio móvil.

En la actualidad, sobre el 30% de las visitas a un sitio web provienen de dispositivos móviles. En algunos casos esta cifra llega hasta el 70%. Puede ser que finalmente, las compras se realicen desde un computador normal, pero el período de cotización, vitrineo y búsqueda de información previo a la compra se hace por lo general desde dispositivos móviles. Y hoy, más que nunca antes, es hora de que te hagas cargo de esos potenciales visitantes.

mobile-responsive-display2

Leave Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

clear formSubmit